Inicio / Trucos y consejos / Trucos y consejos sobre leches vegetales / Vitaminas y minerales en tu leche vegetal con áloe vera

Vitaminas y minerales en tu leche vegetal con áloe vera

¿Quieres que tu leche vegetal casera tenga aún más vitaminas y minerales?

Hemos descubierto una forma muy sencilla de conseguirlo.

Esta receta se germinó gracias a la lectura de “El gran libro del Áloe” de Alessandro Bassetti y Stefano Sala (Edizioni zuccari, 2007) sobre la historia, botánica y aspectos farmacológicos de esta legendaria planta. Fue con este libro que comprendí el potencial nutricional del Áloe y nos surgió la curiosidad de experimentar con ella como ingrediente de nuestras leches vegetales caseras.

Resumiré a continuación a que se debe su fama en el mundo de la medicina natural y porqué la consideramos un ingrediente clave para vitaminizar y mineralizar nuestras leches vegetales caseras.

Aloe Pflanze Tim Reckmann via Compfight

¿Cuál es el valor nutricional del Áloe Vera?

Destaca por su aporte variado de vitaminas A,C,E y algunas del tipo B. También nos aporta 10 minerales importantes que nos proporcionan propiedades que van desde la constitución de los huesos y cartílagos (Calcio), hasta el buen funcionamiento de los músculos cardíacos (Magnesio), pasando por intervenciones en el metabolismo de la glucosa gracias al Cromo y deleitándonos con sus fuertes poderes antioxidantes por el Cobre que contiene.

Por otra parte, contiene 7 de los 8 aminoácidos esenciales tan importantes en la construcción de enzimas, hormonas y tejidos (sobre todo musculares y epiteliales). Gracias a este gran cocktail de sustancias el aloe es comparable a los aportes multi-minerales, vitamínicos y proteicos más modernos.

Pero más allá de su valor nutritivo, el Áloe tiene un sinfín de propiedades que sería muy largo de relatar en este espacio. Nombraré algunos brevemente:

Gracias a la aloína que contiene el gel, goza de propiedades purificantes por su efecto laxante y drenante. Contiene la concentración más grande de manano acetilado que existe en la naturaleza y se encuentra de la forma más activa posible, dándole al gel de Áloe un carácter inmunomodulador, es decir que obstaculiza el crecimiento de parásitos, hongos y bacterias que debilitan nuestro sistema inmunológico.

Otra propiedad importante es la radioprotectora: el calcio asociado a la vitamina A , el retinol y el betacaroteno son una buena defensa de la capa epidérmica contra los daños del sol o quemaduras de otro tipo. El uso tópico del gel tiene acción antiinflamatoria, facilitando la cicatrización y reparación de los tejidos.

Las propiedades nutricionales se distribuyen por igual entre el gel y la corteza, pero ésta última contiene antraquinonas, las que nos provocan una sensación organoléptica muy desagradable debido a su sabor amargo y olor agrio.

Es por esto que pelaremos la planta antes de introducirla en la leche vegetal y utilizaremos solamente la parte del gel interno.

¿Dónde puedo conseguir gel de Áloe?

La mejor forma de hacernos con el gel de Áloe es cultivar nuestra propia planta. A partir de los dos años de vida la planta ya tendrá las propiedades nutricionales que hemos presentado en la introducción del artículo.

Cuidado con comprar el gel por ahí porque hay mucho producto que no certifica que el gel sea de una pureza del 100%, ya que cuando se pela para envasarlo se desestabiliza fácilmente y en muchos casos tratan el gel con productos químicos para que no estratifique ni varíe el pH y así conseguir prolongar su vida comercial.

¿Qué cantidad se puede tomar?

Se puede poner entre 25-50 gramos de gel de aloe por litro de leche vegetal.

¿Cómo la introducimos en la leche vegetal?

En las leches vegetales que se elaboran con agua natural; leche de almendras, leche de cáñamo, leche de cualquier fruto seco… se pela el Áloe y se introduce el gel dentro del vaso filtrante de Vegan Milker by Chufamix junto al resto de ingredientes. Después se sigue el procedimiento habitual.

En las leches vegetales que se elaboran con agua caliente: leche de arroz, leche de avena, leche de coco… Primero hacemos la leche vegetal siguiendo su receta original, la colamos y una vez se haya templado la leche añadimos el trozo de gel y lo batimos (sin filtro). De esta forma evitamos que el calor del agua de elaboración disminuya el potencial vitamínico y de minerales que tiene el Áloe.

A modo de ejemplo, haremos una leche de cáñamo con gel de Áloe.

leche de cañamo y aloe sin gluten sin lactosa

Ingredientes:

  • 100 gramos de cáñamo (remojado 8 horas)
  • 30 gramos de gel de aloe vera (sin piel*).
  • Una pizca de sal
  • Endulzante (opcional)

*Ojo, sólo se puede utilizar la parte gelosa del aloe vera como bien explicamos en la introducción de este artículo.

Preparación

  1. Desechar el agua de remojo de las semillas de cáñamo e introducirlas en el vaso filtrante.
  2. Añadir al mismo el trozo de gel y la sal.
  3. Poner 1/2 litro de agua en el recipiente de Vegan MIlker e insertar el vaso filtrante con todos los ingredientes.
  4. Batir con la batidora de mano durante 1 minuto aproximadamente.
  5. Cuando vemos que la batidora ya ha exprimido bien la semilla añadir otro medio litro de agua y seguir batiendo un poco más (15 segundos es suficiente) hasta que se homogeneizar la mezcla.
  6. Dejar reposar 10 minutos para que se asiente la leche.
  7. A continuación, soltar el vaso filtrante y con la ayuda del mortero, filtrar las últimas gotas de la pulpa.
  8. Poner la tapa y guardar la leche en la nevera.

Observaciones y consejos
Cuando repose en la nevera la leche estratificará. Por lo que antes de servir la tenemos que remover bien.
No se nota mucho el sabor a aloe y predomina un sabor como a pipas de girasol muy característico de la leche de cáñamo. Por lo que obtenemos los nutrientes que nos aporta el aloe sin apenas modificar el sabor de la leche vegetal original.
Esta receta sirve para aplicarla en cualquier receta de leche vegetal casera. Pero preferentemente utilizaremos el Áloe como ingrediente de las leches vegetales que se elaboran con agua natural.
Cuando la leche vegetal contiene Áloe veremos que cuando la calentamos la cantidad de grumos es menor que en su versión original (sin Áloe).

Justamente cuando hemos hecho esta prueba teníamos a mano unas manzanas asadas al horno y como nos encanta salsear con las leches vegetales… Mirar que postre más nutritivo y sabroso hemos creado:

Compota de manzana asada con leche de cáñamo y aloe.

leche de cañamo y aloe muesli sin lactosa

Ingredientes para la compota

  • 2 manzanas cocidas
  • 3 cucharadas de copos de avena
  • uvas pasas (al gusto)
  • 1 taza grande de leche de cáñamo y aloe vera (templada)
  • canela (opcional)

Preparación de la compota
Trocear las manzanas y ponerlas en bol junto con las uvas pasas y la avena.
Templar la leche de cáñamo a fuego muy lento y añadirle canela al gusto. No dejaremos que la leche se caliente demasiado o que hierva para no perder las vitaminas.
Añadir la leche al bol donde tenemos la frutas y remover.
Dejar reposar 30 minutos hasta que los copos y las uvas pasas se hidraten bien.

Seguimos experimentando… hasta la próxima!

Las 7 mejores recetas veganas de leches vegetales caseras Arroz con leche vegano con leche de almendras - video receta
  • vegan milker classic despiezada

    CLASSIC

    29,90
  • vegan milker soul foto producto

    SOUL

    49,90

Suscríbete a la newsletter

Entradas relacionadas

Saborizantes naturales para mejorar las leches vegetales

Saborizantes naturales para mejorar las leches vegetales

A diferencia de las leches de frutos secos caseras que son una delicia, las leches vegetales de cereales como la leche de arroz o de avena pueden resultar planas o sosas. Ocurre mucho sobre todo con las personas que ya tenéis el paladar acostumbrado al sabor de las...

Refuerza tus defensas con leches y zumos naturales

Refuerza tus defensas con leches y zumos naturales

Mantener fuerte el sistema inmunitario es un excelente remedio para prevenir todo tipo de enfermedades y disfrutar de buena salud. Hacerlo es fácil, es gratis y además puede resultar placentero. El sistema inmune se refuerza de forma natural y eficaz si cuidamos...

Leches vegetales que ayudan a regular el colesterol

Leches vegetales que ayudan a regular el colesterol

El exceso de colesterol es un problema cada vez más extendido a todas las edades. Regular el nivel de colesterol de nuestro organismo está directamente relacionado con hábitos de vida saludable, como hacer ejercicio y mantener una dieta variada y rica en grasas y...

6 Comentarios

  1. Lucia

    Muchisimas gracias por estas estupendas recetas y por la pagina que habeis creado
    Queria preguntar a que edad pueden tomar los niños esta leche con Aloe.

    Responder
    • lechevegetal

      Hola Lucia,

      gracias por tu valoración tan positiva, nos gusta mucho experimentar y compartir lo que vamos descubriendo y nos alegra de que te resulte útil. He estado consultando “El gran libro del Aloe” que es el libro que leí para documentarme sobre el uso medicinal de esta planta. Siento decirte que no hace ninguna referencia explícita a la edad a la que puede empezar a consumirse el gel de aloe. Lo único qeu dice en el capítulo sobre su uso interno es que “(…) el gel puro de áloe lo puede utilizar toda la familia de forma constante” (pag.43). Para no aventurarnos ha hacer conclusiones basadas en la interpretación de esta frase creo que lo mejor será que lo consultes con alguna especialista en nutrición. Gracias por preguntar!

      Responder
  2. Susi Salinas Lopez

    Hola, muy interesante las recetas de leches vegetales y me ha gustado mucho la idea de agregarle la porción de gel de aloe, yo tengo bastantes platas sembradas en el jardín, así que lo tengo al natural.

    Mi pregunta es la siguiente: tengo problemas con mi colon, (colon irritable), la leche que tomo me la preparo yo con avena Bio en grano y no la hiervo solo la caliento un poquito cuando voy a tomarla.
    La dejo un día a remojo en la nevera y luego la licuo y filtro, eso es todo. lo que no sé es si este método puede ayudarme o perjudicarme con el tema de mi colon, podrían darme alguna pista al respecto? y en mi caso sería recomendable añadirle el aloe?

    Muchas gracias y seguiré leyendo sus estupendas ideas y recetas,
    Susi

    Responder
    • lechevegetal

      Hola Susi,
      siento decirte que no soy médica y no tengo la suficiente información sobre lo que significa tener colon irritable, las causas que lo producen, las consecuencias metabólicas, etc.
      El áloe tiene un sinfín de propiedades, pero destacaré los que puedan tener relación con el colon irritable: contiene 7 de los 8 aminoácidos esenciales tan importantes en la construcción de enzimas, hormonas y tejidos (sobre todo musculares y epiteliales). También tiene carácter inmunomodulador, es decir que obstaculiza el crecimiento de parásitos, hongos y bacterias que debilitan nuestro sistema inmunológico. El uso tópico del gel de áloe tiene acción antiinflamatoria, facilitando la cicatrización y reparación de los tejidos.
      La avena, por otra parte, goza de un alto contenido de fibras que contribuyen al buen funcionamiento intestinal, y a recuperar y mejorar la flora intestinal. En caso de que la enfermedad de colon irritable esté relacionada con el sistema nervioso, la avena tiene propiedades relajantes y su uso está recomendado en casos de ansiedad, stress, insomnio, y otras alteraciones nerviosas, probablemente debido a su alto contenido de vitamina B y a la avenina, que es el alcaloide natural de la avena, ambos principios activos estructurantes y equilibradores del sistema nervioso.
      En principio, yo no veo nada perjudicial en estos dos alimentos, siempre y cuando se tomen con moderación. La avena se puede consumir de forma diaria y 20 gramos de gel de aloe también.
      Por otra parte, modo en el que elaboras y consumes la leche de avena casera es correcto y no tiene porque suponer un riesgo para tu salud.
      De todas formas, el tema del colon irritable lo deberás atender con especialistas de medicina natural o/y convencional, lo que tu mejor valores.
      ¡Qué tengas un buen día!

      Responder
  3. Silvina

    Hola! Recién encuentro tu blog y ya he encontrado mucha info interesante. Quería saber qué es el cáñamo.
    No sé si tal vez estemos en diferentes países y le llamemos de otra forma a lo mismo.
    Siempre pensé que cáñamo se refería a la planta de cannabis.
    Gracias por compartir toda esta info valiosa!

    Responder
    • lechevegetal

      Hola Silvina,
      me alegro de que el blog te resulte interesante. Nos gusta compartir todo lo que vamos descubriendo en nuestro día a día en torno al mundo de las leches vegetales caseras y así vamos aprendiendo muchísimo con aportaciones y preguntas que nos hacéis.
      Sobre la denominación del “cáñamo” o “cannabis” decirte que se refieren a la misma semilla, pero su nombre científico es “cannabis”.
      “Cáñamo” es el nombre que se le da a las variedades de “cannabis” con bajo contenido en THC (sustancia psicoactiva). Las variedades denominadas como “cáñamo” son utilizadas en Europa, Asia y para extraer de ellas su fibra para hacer cuerda, tela o incluso pasta de papel.
      La palabra “cañamón” se utiliza en muchos lugares para denominar las semillas de cannabis. La semilla tiene propiedades nutricionales interesantes para se alimento de seres humanos y animales, y está libre de THC.
      Tienes más información en este enlace https://es.wikipedia.org/wiki/Cannabis_sativa . Qué tengas un buen día!

      Responder

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Pin It on Pinterest